jueves, 8 de diciembre de 2011

No es necesario


sentirse triste cuando estás solo.
Supongo que muchas veces habrás decidido desistir y tirarlo todo por la borda, porque crees que no vas a conseguirlo.
Si abandonas te puedo asegurar que si que no vas a conseguirlo.
Pero todo lleva su debido esfuerzo. No sé si te habrás dado cuenta que las peores cosas son las que se dan regaladas.
Si se te olvida porque seguir acuérdate de por lo que estabas luchando.
Tú eres quien decide: puedes pararte en el principio o seguir hasta el