viernes, 1 de abril de 2016

Verte aparecer es verme rodeada de flores,
renovarme el cuerpo.
Es tocarme la cara y que no se me corra el rímel,
acariciarme la piel.

Verte amanecer es como sonreír con los ojos
y mirarte con la boca
Es esperar tu abrazo de espaldas
al mundo
y susurrarte una canción
que no conoces

Verte cantar es abrir los brazos
e invitarte a que vivas en ellos,
invitarte a quedarte conmigo
el tiempo que quieras
y no sólo el que podamos

Tranquilo,
no vamos a marchitarnos porque no somos flores
somos jóvenes a punto de ser felices